La Productividad

Lo que no se mide, no se puede mejorar. Frase del físico y matemático William Thomson Kelvin.

La frase anterior, también aplica en el entorno laboral. La productividad es un concepto relacionado en todo momento con los empleados.

Wikipedia la define como:

“… la relación entre la cantidad de productos obtenida por un sistema productivo y los recursos utilizados para obtener dicha producción.”

El término productividad dio pie a la creación de los “Sistemas de Gestión de Calidad”, de los cuales hablaremos más adelante.

Una empresa que no tiene unidades de medición para sus actividades, procesos y personal, está perdiendo valor cada segundo que pasa.

Vivimos en una época en la que tanto la información como la velocidad, son elementos esenciales para lograr el éxito.

Los clientes ya son más informados y esperan un resultado inmediato.

Y es aquí donde entra en juego la productividad, puesto que es algo más que la relación entre los resultados obtenidos y los recursos usados para lograrlos.

De todos los factores que intervienen en el tema de la productividad, es el tiempo.

El recurso infinito, pero irrecuperable juega un papel primordial en las mediciones y en la optimización.

La búsqueda del aprovechamiento de este factor es lo que ha dado como resultado las revoluciones que han cambiado la forma de llevar el mundo.

El sistema de producción desarrollado por Henry Ford, propició un ahorro impresionante de tiempos y movimientos con la especialización de las tareas involucradas en la línea de producción.

El desarrollo de productos en un tiempo mínimo y con la menor cantidad de recursos, resultó en un máximo de beneficio económico para las empresas.

Al tener definidos los tiempos requeridos para hacer una tarea, medir los insumos necesarios, permitió establecer estándares para la producción considerando las previsiones del impacto de inversión que requerían hacer los negocios.

Actualmente, el aspecto más perseguido por los empresarios que buscan el aumento de su productividad, es la reducción de la fuerza laboral al introducir elementos tecnológicos, lo que se traduce en el pago de menos salarios y dar pie al pago de mantenimiento para tener en funcionamiento óptimo dichos elementos.

Lo anterior pretende el tener un balance entre la cantidad ideal de maquinaria, de mano de obra y otros recursos para llevar al máximo la producción de productos y servicios para tratar de obtener el mayor margen de rentabilidad en el mercado.

Es común el confundir la productividad con la competitividad. Y en general son términos relacionados entre sí.

La competitividad, siendo un factor externo, involucra a la productividad, aunado a la diferenciación percibida ante el mercado.

La productividad es más que compleja que tener un recurso “automatizado” al frente en las empresas y se determina por diversos factores como la calidad de los recursos, la estructura tanto de la organización como de la industria y los sectores, el nivel de avance tecnológico, la calidad del recurso humano, entre otros muchos factores que pueden ser relevantes.

Sin embargo, para efectos prácticos de este documento, voy a enfocarme en la parte tecnológica y las posibilidades que se tienen, en particular con las Tecnologías de la Información.

¿Cómo nos afecta GDPR? Las nuevas reglas en la privacidad

¿Cómo te afecta GDPR?

El pasado 25 de mayo del 2018 entró en vigor la GDPR y a raíz de esto comenzaste a recibir una cantidad impresionante de correos electrónicos de la actualización de las políticas de privacidad de todas las aplicaciones a las que estas registrado, incluso aquellas que ya habías olvidado que existen. Pero ¿Qué es esto y como nos afecta?.

GDPR son las nuevas reglas para el establecimiento de los términos y condiciones de servicio, además de las políticas de privacidad de todas las aplicaciones y servicios de las que son usuarios los ciudadanos europeos, incluso si no residen en Europa.

El antecedente de esta ley son Data Protection Directive de 1995 y la Cookie Law del 2012, leyes que han tratado de proteger los derechos de los usuarios y sus datos ante las aplicaciones y servicios en Europa.

Parte de estas reglas son que las políticas de privacidad, términos y condiciones deberán estar escritas en un lenguaje entendible y amigable, sin caer en lo que se hacía anteriormente con puros términos legales que un usuario común no lograba entender al 100%.

A los datos personales que se consideraban anteriormente, como nombre, teléfono, email, etc. se agregan los identificadores digitales como la IP, los datos de tus dispositivos, entre otros.

La GDPR establece que los datos sensibles que se deberán cuidar de una forma ya no solo de filtraciones, sino que ahora técnicamente desde el punto de vista de bases de datos, deberán estar desvinculados directamente, para en caso de que los datos salgan, no sean legibles directamente y hacer relaciones sobre intereses, aficiones, afinidades religiosas, políticas, entre otras.

Otro de los elementos importantes es que las aplicaciones y servicios deberán tener disponibles y hacerte saber que datos están recabando de ti, además de tener a disposición una copia total de los datos y con una facilidad de hacerlo desde un solo botón, no como se hacía anteriormente de dato por dato, foto por foto.

Además deberán tener con la funcionalidad de borrar los datos de manera permanente, es decir, si tu decides eliminar tu perfil, no podrán guardar ningún dato por ninguna razón si así lo deseas.

De manera automática cualquier perfil debe tener activados todos los controles de privacidad, esto al ser por defecto, cada usuario definirá si realmente quiere compartir algo, que es algo muy interesante para el cuidado de nuestra información. Punto a favor de la GDPR.

A pesar de ser una legislación que se enfoca en el territorio europeo, si tu tienes uno que tiene usuarios de algún país de ese continente, estas obligado a hacer los ajustes correspondientes.

Lo que busca esta legislación es la estandarización de la privacidad de los datos de todos nosotros. Si eres desarrollador o trabajas en una start up tecnológica, debes de tener en cuenta esto y si eres un usuario ciudadano europeo, considera tus nuevos derechos en cada uno de los servicios a los que te suscribes.

Espero esta información te sea de utilidad, me gustaría saber tu opinión, escríbeme en mis redes sociales: Twitter y Facebook

Tres recomendaciones para el Buen Fin

Bolsas de compras en buen fin

El buen fin se aproxima cada vez más y la euforia de las compras aumenta, pero ¿Estás seguro de que Las compras que estas realizando son las mejores?. Aquí te dejo algunos consejos para que este buen fin no se convierta en un mal año.

1. Cuidado con tu tarjeta de crédito

Es importante no dejarte llevar por las promociones con meses sin intereses. En muchas ocasiones compramos productos que consumimos en un periodo menos al que terminaremos de pagarlo. Promociones como viajes o productos de consumo son los que entran en este rubro, pues el viaje lo podrás realizar de inmediato, pero la deuda se quedará, a menos que tengas la solvencia económica o lo hayas planeado así, no te dejes llevar por estas “ofertas”.

2.  Compara precios

A pesar de que estas fechas nos incitan a no ver más precios por el sentido de urgencia, siempre es mejor comparar precios en diferentes proveedores, si no lo haces es posible que te lleves una desagradable sorpresa al verlo después en otro lado con un precio menor o con mayores beneficios. También es muy importante dar seguimiento de los precios antes de que llegue esta fecha, pues se han detectado empresas que unas semanas antes, suben los precios para dejarlos con los descuentos del buen fin en los precios del mercado normal.

3. Analiza si lo quieres o lo necesitas

Uno de los problemas de la cultura del consumismo es la de comprar por impulso y en esto recordemos que cuando la emoción sube, la inteligencia baja. Hay una infinidad de ejemplos de cosas que compramos por impulso y termina guardado en lo más escondido de la casa o la oficina sin siquiera abrir el empaque, por lo que es muy importante que analices si realmente vas a utilizar ese producto o si te va a dar algún beneficio. Para esto, te recomiendo que por un momento te detengas en un lugar que te permita relajarte y hacerte la pregunta ¿Lo quiero, o lo necesito? y necesitarlo se refiere a si realmente le sacarás un provecho. No es lo mismo comprar un celular que cuesta $25,000 y que lo usarás para ver Facebook, que si lo usas para probar aplicaciones que te darán un beneficio económico.

Espero estos tres puntos te sirvan para tomar decisiones asertivas y que este buen fin no se transforme en una carga por el resto del año.

La tecnología mejorando tu empresa

La tecnología no ha llegado al mundo para quitarle el empleo a los seres humanos, sino a darnos una gama totalmente de oportunidades en donde ocupar esa valiosa mano de obra y sobre todo el usarla de manera efectiva.

En mi vida profesional me he encontrado con una cantidad impresionante de empresas que temen involucrar la tecnología para poder darle ese plus a su negocio. Y no sólo por el hecho de que piensen que no les será útil, sino porque no ven el verdadero costo beneficio que obtendrán, únicamente ven el costo.

En esta ocasión vengo a comentar algunos de eses beneficios que las empresas con las que he trabajado y hemos generado algunos sistemas tecnológicos que, además de necesarios, se han convertido en el día a día de las personas que laboran ahí.

Control

La gran mayoría de los empresarios, por no decir todos, están en la búsqueda constante de “control” en sus negocios, y esto es algo muy importante y no por el hecho de poder mover lo que quieran en la empresa en el momento que quieran, sino por el hecho de tener la información a mano para tomar decisiones con base a la información generada dentro de sus empresa.

Por lo general este ha sido uno de los mayores retos para los empleados y empresarios, pues en la forma tradicional de ver el mundo empresarial, esta información alguien la tiene que trabajar, dar formato y presentarla a quien la necesita, y este proceso puede tardar días o hasta semanas, y siendo totalmente honestos, este proceso no tiene un valor agregado para el negocio, por lo que esos días o semanas son únicamente para acomodar algo que ya estaba ahí pero nadie se ha preocupado por acomodarlo para tenerlo en tiempo real.

Aquí es la primera parada para la inclusión de la tecnología y que puede expandirse por todo el proceso, cualquiera que sea, de creación de valor del negocio y como idea, puede ser la creación de una aplicación, que puede ser web o móvil, donde se vaya registrando la actividad que se esté realizando y con la información que sabemos que es relevante y que todo el personal involucrado la pueda alimentar. Podremos pensar que de que sirve si ya lo hacemos en papel, y viene el punto de vista de poner a trabajar el cerebro de las computadoras, y es que el valor agregado que nos  computadora cuando alguien puede programar este tipo de aplicaciones es el que se puede analizar la información en tiempo real y conocer cuántos clientes pequeños, grandes, medianos tiene la empresa en este momento, que cantidad se le ha facturado a cada uno, que tipo de servicios se les a ofrecido, cuantas cotizaciones les he entregado, entre un sin fin de datos que ayudan a tomar las decisiones importantes que determinan el rumbo de la empresa. Claro, esto va dependiendo del giro y el alcance de la aplicación.

Reducción de tiempos e integridad de la información.

La reducción de tiempos al usar alguna sistema se da en el ámbito del análisis de la información, también se da en la comunicación, en la entrega de la información de una mano a otra dentro de la empresa, al hacerlo virtual la transferencia es inmediata y con esto se eliminan los tiempos en que una persona tenía que llevar papeles a otra y que la pérdida era inminente por que se traspapelan algunos formatos u otros documentos que pueden ser de vital importancia y este punto se convierte en algo primordial.

Imaginemos el escenario en que por mes se traspapelan 5 documentos de solicitud de cambios a un proyecto que estamos llevando a cabo y estos cambios son por el 10% del alcance de un proyecto y que por su puesto representan ingresos a la empresa. Al traspapelarse estos documentos no llegan a la persona que los ejecutara, pero al área de finanzas si y a esto afectará a la empresa de esta manera:

– No se ejecutarán esos cambios y el cliente estará molesto

– Al no ejecutarse los cambios no se podrá cobrar el monto correspondiente

– La información de finanzas ya no coincide con la información del área que ejecuta.

Estas implicaciones si lo extrapolamos a 12 meses en lo que puede detectarse la magnitud total del error, ya puede haber un daño importante que tardará tiempo en repararse.

Conclusión

La realidad es que la tecnología no está en el mundo para remplazar a las personas, sino para hacer un vínculo entre el mundo virtual y el real para ofrecer mejores experiencias y eficientar las actividades que llevamos a cabo. Los beneficios pueden crecer en medida que veamos dónde podemos realmente ofrecer valor y no sólo usar tecnología por usarlos, pero este tema lo trataremos en otra ocasión.

Dejemos de tener miedo por el uso de estas herramientas y comencemos a preocuparnos en que vamos a usar todo este tiempo que nos quedará libre después de usarla.

Última actualización de iOS convierte en un ladrillo tu iPhone y iPad y cómo resolverlo

La nueva actualización tan esperada de iOS ha causado conmoción en el mundo pues en su primer día de liberación puede convertir tu iPhone y iPad en un ladrillo inservible. Esto aún no se han dado comentarios por parte de Apple para esta falla, pero te contaré mi experiencia.

Estuve esperando desde las 00:00 horas del día de hoy por recibir esta actualización y probar las nuevas funcionalidades, que prometen mucho y al fin llegó la hora a las 12:00 horas del día, la actualización que tenia un peso de 1.1 GB para el iPhone 6s comenzó como cualquier otra, descargando normalmente y sin problemas. El terror comenzó cuando sin razón alguna, el teléfono se apago y a encenderlo de nuevo apareció la pantalla de bloqueo que aparece en la imagen principal de este post, siendo algo muy extraño para mi.

La solución

Afortunadamente se tiene una solución muy simple para este problema, y es conectar tu dispositivo a una computadora con la última versión de iTunes, la cual te pedirá descargar la última actualización de iOS y actualizar tu dispositivo, la diferencia es que en este procedimiento dicha actualización tiene un peso de 2.3 GB lo cual te hará esperar un poco más para tener esta actualización, pero no pasará de ahí.

Esto ocurre en la actualización remota, pero siguiendo las instalaciones por medio de iTunes no tendrás problema alguno de disfrutar las nuevas funcionalidades que nos ofrece iOS.